Desde la Universidad Ciudadana de Huesca nos hacemos eco de la convocatoria de concentración realizada desde la Plataforma Loporzano SIN ganadería intensiva junto con Ecologistas en Acción Huesca.

img-20160926-wa0000

Esto huele mal

Recientemente la ciudadanía de Huesca y el turismo que visita la ciudad se ha quejado del desagradable olor a purín.

El olor nos resta calidad de vida, nos impide ventilar nuestras casas, tender la ropa fuera, disfrutar de nuestras terrazas y jardines, salir a tomar algo a un bar…

Y ese olor es un síntoma de un problema muy grave de contaminación que supone un riesgo para la salud pública.

En la provincia de Huesca se está permitiendo construir explotaciones de porcino intensivo en cualquier lugar, sin exigir que se cumpla la normativa, sin ordenación del territorio, sin la debida regulación y control por parte de la Administración. Sin protección del medio ambiente y de los privilegiados parajes naturales con los que cuenta Aragón.

Mientras tanto, los nitratos han causado ya problemas en el suministro de agua de boca de diversas localidades de la provincia.

El Gobierno de Aragón está apostando por un modelo caduco e incompatible con otros modelos de desarrollo. Un modelo que hipotecará el futuro de Aragón y comprometerá su lucha contra la despoblación.

Digamos basta porque esto huele peor de lo que parece.

Plataforma Loporzano SIN ganadería intensiva

 

Anuncios